Un juez de Las Palmas usurpa funciones laborales sancionadoras, expulsando a una funcionaria de su puesto de trabajo.

Publicado el Por Intersindical
Trabajadora Juzgados

Un magistrado del Juzgado nº 6 de las Palmas, ha echado más leña en el incendio laboral que vive la denominada Ciudad de Justicia de la capital Gran Canaria. Bajo el alegato de “poca diligencia”, le ha sido prohibido a una funcionaria judicial realizar sus actividades profesionales durante los turnos ordinarios de guardia, pero además a instancias del mismo juez, Luis Galván,  ha sido expulsada por la guardia civil de las dependencias, hechos que han motivado la inmediata protesta de sus compañeros. Llegando más allá, en sus extralimitaciones y autoritarismo, el mismo magistrado prohibió la entrada de los miembros  de la Junta de Personal a las dependencias en la que se encontraba la trabajadora.

 

La reacción del conjunto de la representación sindical no se ha hecho esperar, acusando al juez de atribuirse funciones sancionadoras que no le corresponde, asumiendo el papel de empleador que, en su caso tendría que ejercer la dirección General de la Administración de Justicia del Gobierno de Canarias, departamento este que, como ya se ha venido denunciando por los representantes de los trabajadores, hace permanente dejación de sus funciones y responsabilidades.  

Luis Piernavieja, presidente de la Junta de Personal y miembro de Intersindical Canaria, ha sido claro sobre la gravedad del suceso: “La situación provocada es de una gravedad inaudita, una apología del descrédito de la Administración de Justicia que además viene de un magistrado, de una arbitrariedad desmadrada contra la liberta sindical que nos llevará a acciones de todo tipo”.  

 

Deja una respuesta