CORRUPCIÓN

El fétido puerto de Granadilla

Decíamos entonces que el Puerto de Granadilla y otros macro proyectos carecían de interés social y que, a lo sumo, esas multimillonarias inversiones de dinero público sólo buscaban financiar y enriquecer a los amigotes del gobierno de Canarias. Hoy, el fantasmagórico e inoperativo puerto, ni ha creado puestos de trabajo, ni ha generado estímulo económico alguno para la isla, confirmándose además que, por su localización, esas instalaciones portuarias suponen un alto riesgo para la seguridad de las embarcaciones que a ellas pudieran acceder.