Los trabajadores del hotel Oliva Beach (Fuerteventura) inician sus protestas ante la posibilidad de que la empresa ejecute un ERE

080819 oliva

Ninguno de los compromisos asumidos por  las autoridades insulares y autonómicas se ha traducido hasta ahora en hechos concretos que desatasque la solución a los problemas planteados para la modernización de las instalaciones del Hotel Oliva Beach.

La autorización para las obras se mantiene bloqueada por el Ministerio de Transición Ecológica, motivo por el cual el personal del hotel inició el pasado martes acciones de protesta que irán en ascenso de mantenerse la actual situación. Así, una multitudinaria concentración (ver imagen) tuvo lugar en los accesos al hotel durante la que los trabajadores y trabajadoras manifestaron su malestar por la falta de respuesta del departamento de Costas español y su prolongando mutis que ya dura  más de un año sin que se autoricen unas reformas en las que la corporación RIU insiste, no afectarán al espacio de dominio público más allá del que le tiene autorizado actualmente la Administración.

Los cerca de 400 trabajadores que integran la plantilla del hotel, rechazan el Expediente de Regulación de Empleo con el que amenaza la dirección del hotel de la cadena RIU, mostrando su reprobación por ser los chivos expiatorios de los desencuentros entre la empresa y la administración. Hay que recordar que Intersindical Canaria, sindicato mayoritario en el Comité de Empresa ya advirtió la pasada semana que llevará el conflicto al conjunto del sector hostelero de Fuerteventura.