Los trabajadores de Parques Nacionales piden medidas de protección y los del Cabildo de Tenerife limitar la actividad de los servicios

La petición la ha dirigido INTERSINDICAL CANARIA  a la Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial, mediante las consideraciones siguientes:

Que en la actual situación de emergencia por el coronavirus, los/as agentes de medioambiente que desarrollan los servicios ordinarios designados por cuadrante, carecen de protocolos y/o procedimientos de tipo higiénico sanitarios que debe seguir en el desarrollo de su tarea diaria, salvo las recomendaciones que los distintos organismos e instituciones públicos y/o privados han publicado para el público en general.

Que también carecen de Equipos de Protección Individual adecuados y suficientes para hacer frente a los distintos escenarios con los que se están enfrentando en el presente ni para los que puedan darse, tanto por situaciones propias de su lugar de trabajo como de las que pudieran surgir por requerimiento de actuación colaborativa por parte de otros Cuerpos y Fuerzas de Seguridad.

Que en todos los parques nacionales los/las agentes se están encontrando con personas que incumpliendo las instrucciones del decreto del estado de alarma, se introducen en los parques, produciéndose interacciones inevitables de cercanía.

Que en los Parques Nacionales de naturaleza forestal, como el Garajonay y Taburiente, se aproxima la campaña contra incendios forestales y según sean las condiciones meteorológicas o circunstancias espontáneas -conatos, etc.- puede ser necesario adelantarla y/o la actuación urgente en acontecimientos sobrevenidos, con la participación de los agentes en los operativos de intervención, prevención, seguridad, etc.

Por todo ello, se le solicita dicte usted instrucciones precisas en el sentido de:

• Emitir y comunicar los protocolos claros y precisos al personal afectado, con respecto a los distintos escenarios de riesgo en el desarrollo de su puesto de trabajo
• Proveer a este personal de los equipamientos de protección individual adecuados y suficientes así como los procedimientos para su uso adecuado.
• La reorganización de los servicios y de los operativas teniendo en cuenta la concurrencia del estado de alarma con la campaña contra incendios.
Puede contar con nuestro apoyo para todo lo que sea necesario en esta situación.

Por otra parte, INTERSINDICAL CANARIA y el conjunto de organizaciones con representación en el Cabildo Insular de Tenerife (CCOO, CCT, CGT, CSIF, UGT) han reiterado la petición al presidente de la Corporación, Pedro Martín, para el cese de todos aquellos servicios que no sean esenciales para la salud y la vida de las personas.

Los sindicatos consideran que se está exponiendo a un riesgo innecesario e inasumible a las personas trabajadoras y a sus familias.

Luego añaden que “mientras el Estado cierra fronteras, y solicita a las empresas del país esfuerzo y responsabilidad, el Cabildo de Tenerife manda a su personal a realizar trabajos que no son esenciales para el sostenimiento de la Isla ni para la seguridad de la ciudadanía

Para los representantes de los trabajadores nos encontramos con situaciones de trabajo de campo como es la conservación de las carreteras que obligatoriamente tienen que ser presenciales y por ello entendemos que las medidas organizativas a tomar tienen que ser de otra índole como priorizar cuáles de los servicios son los indispensables para la viabilidad de las carreteras y optar por una organización del trabajo que minimice la exposición de las persona, favorezca equipos de trabajo estables y minimice el contacto entre los mismos y el intercambio de vehículos y maquinaria, al objeto de no  poner en riesgo a todo el personal de carreteras  ante la posible propagación del virus COVID-19″.

Las organizaciones sindicales consideran que estamos corriendo el riesgo de quedarnos sin personal para poder atender las emergencias realmente necesarias u otros trabajos de cooperación con otros sectores y administraciones para velar por la salud de la ciudadanía. Estamos ante una Alerta Sanitaria y actuar con normalidad como si no se hubiera decretado es una temeridad  por parte de la Dirección Insular de Carreteras y del Cabildo insular de Tenerife.

Por ello piden que se tomen las medidas necesarias para evitar esta situación que afecta a la salud de las personas trabajadoras y que, de forma inmediata, se proceda al cese de todos los trabajos que no sean esenciales para la salud y la vida de las personas. Y todo ello en aras de cumplir con la responsabilidad que debemos a la ciudadanía de esta Isla.