Los graznidos de Oramas

Sin rodeos

Por una elemental cuestión de estética, las estridencias de la diputada Ana Oramas debe ser motivo de análisis por parte de la dirigencia de Coalición Canaria. El nuevo espectáculo dado por la Sra. diputada, esta vez en un programa de La Sexta TV en el que participaba una representación de los diferentes partidos de los que dependen la elección del nuevo presidente del Gobierno, ruborizó a una gran parte de la decreciente clientela de CC. En modo y contenido de manifiesta ordinariez, Oramas, ante la pregunta del entrevistador sobre quiénes de los presentes se consideraban español, rauda, levantó la mano para responder, “Yo, soy española europea y monárquica”, mientras que los representantes de Ahora Teruel, Ezquerra, PNV, y BNG, ante el graznido de Oramas, bajaban la mirada con indisimulable gesto de desaprobación. Para rematar la faena, la diputada de Coalición Canaria, ante la pregunta de si apoyaría la investidura de Sánchez, argumentaba su no ante el hecho de que, Podemos, como aliados del PSOE, no había firmado el “Pacto antiterrorista”. Por ahora el nacionalismo español y el ultraderechismo ideológico tiene en Canarias a la diputada Oramas como su más leal representante, lo que le hace merecedora de pasar a integrar las filas del partido de Abascal. Alternativamente, un bozal.