Internacional – Los sindicatos de naciones sin estado pedimos la retirada del plan de anexión de Cisjordania y el fin de la colonización de Palestina

palestino lanzando piedras

Los sindicatos de clase de las naciones sin estado LAB del País Vasco, CUT de Galiza, INTERSINDICAL CANARIA  de Canarias, e Intersindical CSC y COS de los Països Catalans, sindicatos afiliados a la Federación Sindical Mundial denunciamos el plan israelo-estadounidense de anexión de parte de la Cisjordania ocupada.

El nuevo Gobierno israelí podía haber iniciado ayer el proceso de anexión de más de un 30% de la Cisjordania ocupada por Israel, que forma parte del plan para Oriente Medio de Jared Kushner, yerno y asesor del presidente de EEUU, Donald Trump,

Cisjordania tiene un territorio de 5.655 km2 en el cual viven 2.8 millones de palestinos y ha sido ocupada por 450.000 colonos. Los asentamientos se han prácticamente doblado (90%) desde la llegada de Trump.

10.000 de los 450.000 colonos ocupan el valle del Jordán, que supone el 30% del territorio de Cisjordania, y donde viven 65.000 palestinos, 20.000 de ellos en la localidad de Jericó. El valle y las colonias están incluidas en la zona C, bajo control exclusivo de Israel, que supone el 60% del territorio de Cisjordania. Son esas colonias y el Jordán (un 33% de la superficie de lo que para Israel es Judea y Samaria) los territorios que Netanyahu y Kurchner quieren anexionar.

También conviene recordar que más de 120.000 palestinos y palestinas trabajan diariamente en Israel o en las colonias, por la mitad del sueldo que cobran los israelíes de media. Además mediante el sindicato Histradut les roban las cotizaciones a las y los trabajadores palestinos.

Este nuevo plan de anexión de territorio de Palestina, supone una nueva ofensiva en la colonización y ocupación que el pueblo de Palestina sufre desde la creación del Estado de Israel en el año 1948. Desde aquel fatídico Nakba, Israel ha ocupado el 78% del territorio de la Palestina histórica, y más de 750.000 palestinos y palestinas tuvieron que huir de sus casas en un éxodo que se hoy en día se contabiliza en más de un millón de personas.

Los sindicatos de naciones sin estado de la Federación Sindical Mundial denunciamos este plan y mostramos toda nuestra solidaridad y apoyo al pueblo Palestino. Queremos remarcar que la situación actual es consecuencia directa de la creación del estado sionista y racista de Israel en el año 1948; un estado que se sustenta en el apartheid sistemático que sufre el pueblo de Palestina.

Por todo ello acabamos exigiendo el fin de la ocupación israelí y demandando un diálogo que busque solucionar un conflicto político, que solo podrá ser solucionado con el ejercicio del derecho de autodeterminación de las y los ciudadanos de Palestina y con el retorno de las personas refugiadas a su tierra.