Boicot a la procesión del Pendón en La Laguna

Durante la procesión del Pendón de la Conquista para celebrar el 507 aniversario de la llamada fundación de la ciudad de La Laguna, un nutrido número de ciudadanos convocados por la organización juvenil Azarug, bloquea la marcha militar sentándose en el suelo, a lo que siguió una dura carga de la policía para disolver la protesta que ocasionó heridas de diversas entidad a los manifestantes. La alcaldesa de Coalición Canaria, Ana Oramas, justificó la intervención represiva y afirmaría luego que la actuación policial tuvo un carácter “impecable”.