118. Manuel Diaz Hernandez 5.4.1865A este ilustre intelectual y religioso palmero le corresponde ocupar una de las páginas más destacadas de la historia de la isla. Manuel Díaz Hernández, estudió humanidades y teología, desarrollando una excepcional actividad vinculada con las bellas artes (escultura, pintura y música), destacándose además por su talante liberal y de pensamiento evolucionado y progresista para su época. Párroco de la Parroquia de El Salvador de Santa Cruz de La Palma, era defensor de la Iglesia no dogmática y cercana a los pobres, siendo partidario de la supresión de los privilegios estamentales. Los absolutistas en el poder le persiguieron, logrando su destierro en el año 1824, viéndose obligado a vivir en Tenerife hasta el año 1835 en el que fue absuelto por el tribunal eclesiástico de la causa criminal con motivo del sermón en la función del juramento constitucional. Cuando contaba 89 años de edad, una caída le causó la muerte. Una escultura suya, construida con aportaciones no oficiales, preside la plaza de España, siendo aquella la primera ocasión en que se levanta en las islas un monumento en homenaje a un canario.

                          MIGRACIÓN

20181015 180246