Más que palabras

remedios sosa

Las silenciadas víctimas de SPANAIR en el Parlamento

Sin titulo

LOS PENSIONISTAS VUELVEN A LA CALLE EN SEPTIEMBRE. Tras su encuentro con la ministra de Trabajo, Magdalena Valeria, los pensionistas no ven motivos para paralizar sus movilizaciones y retomarán sus protestas en el mes de Septiembre. Por lo pronto ya preparan movilizaciones en Madrid tras recibir del gobierno sólo “buenas palabras” sin aportar medidas ni compromisos  precisos.  

LAS CAMARERAS DE PISO DEL HOTEL BE LIVE EN HUELGA. Las trabajadoras lanzaroteñas iniciaron paros parciales para reclamar un descenso en las actuales cargas de trabajo y el número de habitaciones por jornada laboral. Ya antes las camareras habían hecho lo propio para reclamar el abono de salarios retrasados. La huelga puede llegar a ser indefinida.

CONCENTRACIÓN DE CAMARERAS DE PISO EN LOS CRISTIANOS. El próximo 25 de agosto, las camareras de piso se concentrarán en la plaza de la Iglesia de los Cristianos desde las 16,30 a las 19 horas. Con esta protesta, el colectivo vuelve a reclamar una regulación de su profesión, una jubilación anticipada y reconocimiento de las enfermedades profesionales, con una gran incidencia en el sector de hostelería. 

LOS BOMBEROS DE LAS PALMAS SE PLANTAN. Pese a la teórica composición progresista, el grupo de Gobierno de la ciudad de las Palmas continúa sumando conflictos. Son ahora los bomberos los que se han plantado contra las horas extraordinarias por la negativa de la Corporación a abonarlas. El alcalde contrató esquiroles durante los pasados fuegos de San Lorenzo para sustituir a los trabajadores públicos.

 

Memoria

 

Fernando Clavijo y los inmigrantesSin rodeos

Seguramente, no por solidaridad sino por continuar con su patético servilismo con el Reino de España, es la segunda ocasión en la que el presidente Clavijo, sin nadie pedírselo, ofrece a Canarias como receptora de emigrantes. Nuestro quijotesco y servil presidente no tuvo siquiera la prudencia de esperar el pronunciamiento de las autonomías españolas con más recursos que el país canario y conocer el cupo de desplazados que las mismas estarían dispuestas a aceptar. No, el dadivoso representante de la autonomía canaria, oferta la caridad y la acogida que, precisamente, su gobierno es incapaz de dispensar a los menesterosos de su propia comunidad, asolada como se sabe por la pobreza el desempleo y el trabajo esclavista. Hasta el posible que don Fernando, tras publicitar por el mundo los bajos salarios que se pagan a los trabajadores canarios para que las empresas foráneas hagan negocio en nuestro territorio, pretenda ahora aumentar y mejorar su anterior oferta trayendo a las islas todos los inmigrantes posibles para captar nuevas inversiones foráneas con abundante y negra mano de obra, sin derechos laborales  y salarios aún más bajos.     

George Mavrikos Sec. General FSMGeorge Mavrikos, secretario general de la Federación Sindical Mundial INTERNACIONAL 

El gobierno de EE.UU no ha querido conceder el visado de entrada a este país al camarada George Mavrikos, Secretario General de la FSM (Federación Sindical Mundial) que estaba invitado a asistir, en Nueva York, a las sesiones de la ONU del próximo mes de marzo. Como sindicato miembro de la Federación Sindical Mundial, Intersindical Canaria, al igual que el conjunto de organizaciones integrantes, expone:

 

El sindicalista y diputado griego, George Mavrikos tenía programada una intervención ante la ONU y también debía participar como orador principal en la reunión sindical anual de las Organizaciones Sindicales miembros y amigos de la FSM que tendrá lugar el mismo mes en Los Ángeles, EE. UU.

Esta posición del Departamento de Estado de los Estados Unidos es antidemocrática y tiene como objetivo prevenir la acción sindical libre y el fortalecimiento del movimiento sindical militante de los trabajadores en los Estados Unidos. Al mismo tiempo, es una discriminación deliberada contra la FSM y contra su derecho a cumplir su papel dentro de las Naciones Unidas, un papel que ha tenido desde el año 1945. A los gobiernos de los EE. UU. no les gusta la firme línea anti-imperialista, anti-monopolista de la FSM, y piensan que a través de prohibiciones antidemocráticas detendrán su acción internacionalista en favor de los pueblos que luchan por decidir por sí mismos, de manera libre y democrática, sobre su presente y futuro. Pero nunca lo lograrán, no importa cuántas discriminaciones racistas y antidemocráticas hagan contra el movimiento sindical internacional militante.

La única respuesta oficial e inaceptable del gobierno imperialista de Trump fue: <<que la FSM debería solicitar estar exentos de “Terrorist Travel System”.>>

Estas acciones son provocativas e inaceptables. La FSM es una organización sindical internacional masiva, de clase, con 92 millones de miembros en 126 países del mundo. Desde su fundación, en octubre de 1945 hasta hoy, su historia es pública y conocida. Nunca ha sido servil hacia los imperialistas o las multinacionales. Ni ahora venderá su historia.

Al mismo tiempo, la prohibición al Secretario General de la FSM de entrar a los EE. UU. destaca una cuestión más. Cómo es posible que las Organizaciones Internacionales operen en los Estados Unidos, ya que su gobierno establece de manera arbitraria reglas antidemocráticas y restricciones arbitrarias sobre la expedición de visados. Estamos esperando con interés la posición de los servicios competentes de las Naciones Unidas sobre este tema, ya que los Estados Unidos prohíben la entrada del representante legal de la FSM en el país donde se encuentra la Sede de las Naciones Unidas.

Sobre la base de esta situación, pedimos que se otorgue un visado legal al Secretario General de la FSM y que paren todas estas discriminaciones contra los cuadros de la FSM.

 

17C6BCD0 99D7 400F 93D1 878509282BDC

Cambio climatico 

Opinión

Los hechos

demuestran ...

Huelga 14 Nov 2012que la organización y unidad de los trabajadores, es la herramienta más efectiva para la protección de sus derechos y avanzar en su dignificación laboral y social. Todo los grandes retrocesos sufridos por los trabajadores han coincidido con su desmovilización y apatía, todos los grandes avances de la clase trabajadora han sido acompañados de procesos de unidad laboral y lucha sindical. La forma natural y más efectiva de concentración de fuerzas para que se nos respete está en los sindicatos como organizaciones de los trabajadores.